Viernes, 01 de septiembre de 2006
Am?rica latina tiene mucho en com?n, por eso decimos que somos un continente hermano. L?stima que los hermanos no se quieran llevar mejor entre s?pero ese es otro cuento.

Yo s?, yo s? que tengo la mala costumbre de andar saltando de rama en rama. Pero cuando hablamos de salvadore?ismo, no podemos dejar de lado tantas cosas que nos unen con nuestros hermanos latinoamericanos. Cuando habl?bamos de la suciedad y la basura, a m?s de uno quiz?s se le ocurri? pensar : ? ach?s, y este maje que nunca ha visto las monta?as de basura en Guatemala o Nicaragua u Honduras ?. Cuando dec?amos que los salvadore?os somos chucos, no significa que seamos el ?nico pueblo chuco del mundo. Eso est? claro. Lo mismo suceder? cuando desarrolle este nuevo tema. No somos el ?nico pa?s mestizo ni somos el ?nico que sufre de clasismo. Estos son rasgos que definieron nuestra manera de ser y de comportarnos, tanto como a los dem?s pueblos sumidos bajo el yugo colonizador. Hablar de salvadore?ismo es ser un poco egocentristas, pero si existen rasgos ?nicos que nos distinguen entre todos los pa?ses del mundo, pues tambi?n habr? que descubrirlos y platicar sobre ello.

Pero para no complicar el bolado, nos vamos a concentrar de una buena vez por todas en el pa?s que a todos nos interesa : El Salvador (a pesar pues que compartamos los mismos rasgos con?ya callate puta vos !)

Repasar la historia de la colonia no tiene mayor inter?s. Ya todos sabemos m?s o menos c?mo y qu? pas?. Pero ese acontecimiento nos ha marcado para siempre. Nos di? el rostro que poseemos ahora y muchos de nuestros males se desprenden de esa ?poca. Si queremos saber qu? es ser salvadore?o, tenemos que estar conscientes de este hecho. Lo m?s importante es estar de acuerdo sobre un punto : los locales, o indios, o ind?genas o como quieran llamarles, pasamos a ser esclavos y luego siervos para terminar como la mal llamada ? clase pobre ?. En El Salvador los aut?ctonos de sangre pura son escasos (caso diferente en Guatemala), entonces somos un pa?s altamente mestizado. Casi todos tenemos un pincelazo de alg?n otro lado, europeo, africano o asi?tico?pero desgraciadamente, a pesar de ser mayor?a, los mestizos de nuestro pa?s jam?s lograron levantar cabeza, y suplantaron a los de sangre pura como ? clase pobre ?. Actualmente es cierto que una buena porci?n de la clase media es mestiza, el colmo fuera pues ! pero cuando hablamos de ? clase alta ? la imagen de un chele nos viene a la cabeza de inmediato. Y es que en nuestro pa?s, desde tiempos de la colonia, los manda m?s del pa?s siempre fueron diferentes al resto de la poblaci?n.

De este hecho se desprende otra caracter?stica de la salvadore?idad : el amor-odio hacia los no-mestizos. Podr?amos decir que somos racistas, pero yo no lo veo as? porque somos mestizos, no hay una raza que domine a otra, pero s? existe lo que yo llamo clasismo. El clasismo ser?a entonces una percepci?n infundada y autom?tica de considerar a toda persona de tez blanca como alguien de la ? clase alta ?. Esto es importante se?alarlo porque como cuando hablemos de otro tema que tengo en la cabeza (el izquierdismo infantil salvacuaco), veremos que en los a?os m?s duros de la ? lucha de clases ? en nuestro pa?s, existieron enormes prejuicios contra las personas de tez blanca.

A?n en la actualidad, existe un profundo resentimiento social, ll?mese clasismo. Otro aspecto negativo de este rasgo del salvadore?o, es el extremo complejo de inferioridad que se autogenera cuando nos vemos confrontados a la dominaci?n. Hasta sucede con la migraci?n, el salvadore?o tiende a formar ghettos en los lugares a los que llega, sobre todo en las grandes ciudades de EE.UU. Y peor a?n, este menosprecio de s? mismo que nos caracteriza, lo tratamos de superar de una manera bastante peculiar : con la violencia. No es extra?o pues que las pandillas salvadore?as se lleven los premios de salvajismo y crueldad entre todas las pandillas de los EE.UU. Quiz?s este sea uno de los rasgos m?s particulares de la salvadore?idad, lo que nos hace diferentes. Si nos fijamos bien, los dem?s pandilleros centroamericanos no fueron capaces de crear sus propias estructuras. En Honduras, las pandillas m?s temidas son la 13 y la 18?de origen salvadore?o. Lo mismo pasa en el sur de M?xico y Guatemala. La extrema violencia fascina y embruja.

Bueno estoy lanzando una teor?a: nuestro complejo de inferioridad hacia los cheles nos ha vuelto violentos. Pero otra vez, el porcentaje de salvadore?os ultra-violentos debe de ser m?nimo, pero eso no importa?la etiqueta que nos han clavado es esa : somos violentos. La violencia como tal ser? tratada aparte.

No podemos justificar la violencia, pero tampoco podemos olvidar la jodida que nos dieron, primero los colonizadores espa?oles, y despu?s los colonizadores gringos. Al principio dec?a que este sentimiento existe desde el amor hasta el odio visceral. Amor, por aquello del malinchismo, del cual tambi?n somos v?ctimas, y odio pues no es para menos. La violencia que ha sido ejercida contra nuestro pueblo desde siempre es paralela al sentimiento clasista que nos identifica.

Querer dar soluciones es meterse en camisa de once varas, pero el salvadore?o no podr? dar un paso hacia adelante hasta que no supere su propio complejo de inferioridad, y que de una buena vez por todas se d? cuenta que somos tan iguales que cualquier chele, y que podemos situarnos a la altura en la que creemos que ellos se encuentran. Pol?ticamente hablando, una ayudadita podr?a venir de un gobierno mestizo (no puedo decir ind?gena pues si ya casi ni hay, mucho menos que haya suficientes para formar un gobierno). Los ejemplos de Ch?vez en Venezuela y Evo en Bolivia son aleccionadores. Dos personajes salidos del mestizaje/indigenismo que rompen con el esquema aquel de los cheles ricos gobernando por siempre. Del ?xito de estos gobiernos depende en gran medida la re-valorizaci?n de nuestros pueblos y de las capas populares que han sido marcadas con el l?tigo de la pobreza simplemente por descender de los colonizados hace 500 a?os. Es un orgullo que esos destellos de esperanza provengan de la izquierda latinoamericana.

As? est? el bolado. Habr?n quienes no estar?n de acuerdo conmigo. Habr?n quienes me puteyen por decir que somos acomplejados, pero tratemos de hacer un examen de conciencia. Muchos encontraremos que no existe en nosotros ning?n complejo, pero analicemos a nuestros vecinos y tratemos de encontrar en ellos ese rasgo general que forma parte de nuestra salvadore?idad.

Mi opini?n no debe mal interpretarse. No estoy pidiendo que en nuestro pa?s se termine con la ? lucha de clases ? al contrario, que se mantenga, pero que se genere la conciencia de que nuestro enemigo no siempre es el que es diferente a nosotros, y que nuestro amigo tampoco es siempre el que es id?ntico. O que por ser morenitos tenemos que ser menos?nada de eso, pero la mejor forma de demostrarlo es con nuestros actos. Nadie va a venir a decirnos que somos la nana de Tarz?n porque somos morenitos, eso tampoco; la salvadore?idad podr? ser concebida de manera distinta hasta que la imagen de nuestro pa?s deje de ser la de una sociedad chuca y violenta, y cuando su gente haya sido capaz de hacer grandes obras en favor de su propio desarrollo. Mientras tanto seguiremos siendo considerados chucos y violentos.

Hasta la pr?xima !
Comentarios
Publicado por Invitado
Viernes, 01 de septiembre de 2006 | 7:12
LA HIGIENE COMIENZA EN CASA Y QUIERO DECIRLE QUE PRIMERO TENEMOS QUE LIMPIAR BIEN AL GOBIERNO POR QUE ESA SHUQUENCIA ES LA MAS ASQUEROSA QUE EL PUEBLO SALVADORE?O AHORA SE ENCUENTRA SUFRIENDO! PERO EN TODO CASO, ME AGRADAN SUS ARTICULOS ESTA COLOCANDO EL DEDO EN LA MERA LLAGA
Publicado por Invitado
Viernes, 01 de septiembre de 2006 | 11:41
He escuchado platicas entre negros que decian que entre ellos destacaban dos tipos de negros: el negro de casa, y el negro del campo. El negro de casa era aquel que por x o y razon era el sirviente de sus amos en casa. Era el negro que hasta tenia el "privilegio" de utilizar trajes y hasta dormir bajo la misma casa. Era aquel que se afanaba por servirle al amo y complacerlo. El otro negro era aquel que pasaba de sol a sol trabajando en los campos de algodon que era tratado como meramente un animal PROPIEDAD del amo, no tenian posibilidades de ser tratados mejor, su destino era trabajar hasta que su cuerpo no pudiera aguantar mas. Lo que siempre queda igual entre ambos negros, ademas del color, es que en realidad siempre son esclavos. NUNCA serian aceptados como "iguales" entre sus amos. Por que dije esto? Porque creo que los conquistadores y la retrogrades que nos dejaron como herencia, definio a nuestra poblacion como "negros", o meztiso y indio
Publicado por Invitado
Viernes, 01 de septiembre de 2006 | 12:07
Quiero clarificar. Lo que estoy diciendo es que en nuestra retrograda sociedad, el indio es el negro de campo y el mestizo de casa. Uno, un poblado diesmado en nuestro pais y que el "elite foraneo" tiene en el olvido. El meztiso es el negro de casa, que se ha olvidado de sus origenes, que lo unico que le importa es SERVIRLE a su amo, y ver quien entre ellos le sirve mejor. Por eso es que entre nosotros la MAYORIA MESTIZA NO NOS CONSOLIDAMOS! Solo buscamos que nos premien los "amos" por servirles mejor. O nos contentamos con ser una "clase" satelite, igual que cuando el mestizo trabajaba en cosas publicas pero se le era prohibido ser due?o de propiedad. Seguimos votando por los "amos", porque queremos un TAJO (de todo lo que se han robado de nuestra nacion) y ser aceptado por ellos como iguales. Y POR ESTA FALTA DE IDENTIDAD, ES QUE NO NOS DAMOS CUENTA QUE EN NOSOTROS TENEMOS EL PODER. Somos dominados por falsas clases.
Publicado por Invitado
Viernes, 01 de septiembre de 2006 | 13:09
Lo divertido del caso es que El Salvador es en realidad bien homogenico: un solo idioma, por lo menos 90% de la poblacion es Cristiana (Judeo-Cristiana), la mayoria de la poblacion es mestiza, sin embargo se nos es demasiado dificil crear un sentimiento e identitad nacional. Lo cual explica todo esto de falsas clases, y los politicos que deberian de estar avergonzados de administrar el pais como lo hacen. Ya que aqui no hay obstaculos como: 5 diferentes etnias, 3 lenguajes, mas de 10 religiones practicadas como en Singapur. Aqui no hay "racismo" activo, ni guerreros separatistas, fundamentalmente lo tenemos mas facil que Singapur, sin embargo debido a artificialismos, en 100 a?os de independencia hemos hecho menos que Singapur en 50 de ellos. Ellos son los que tienen cohesion e identidad nacional, tienen indices de corrupcion mas bajos mundialmente, es un pais desarollado y bien administrado. Aveces me pregunto como fuera de haber sido colonizado por los Ingleses
Publicado por Bartolo
Martes, 05 de septiembre de 2006 | 5:08
No creo que haber sido colonizado por los ingleses o francesese, etc tiene que ver. Veamos Africa como la dejaron los ingleses y franceses o el medio oriente.Los desvergues que ocurren ahi en este momento tienes mucho que ver en como los dejaron esos poderes coloniales. Mas bien tiene que ver con nivel educativo, condiciones de existencia. Todos sabemos de gente muy pobre, pero limpios e higienicos. ?Tal vez tenga que ver conque el deporte nacional de los salvacuacos es el valeverguismo?
Publicado por cervena_hvezda
Mi?rcoles, 06 de septiembre de 2006 | 2:33
Estoy de acuerdo con el ?ltimo comentarista. Los colonizadores s?lo ten?an en sus cabezotas su inter?s propio. Africa ha quedado despu?s de la colonia, arrodillada...los ingleses quisieron joder tambi?n a grandes naciones como la India y China, pero ah? se toparon con milenios de cultura y tradiciones. Los dem?s pa?ses ex-colonias que est?n bien (USA, Canad?, Australia, Sud-Africa, etc.) es porque son los cheles ellos mismos que tomaron el control, reduciendo a los locales a nada, e implantaron su manera de ver el mundo: capitalismo, vivir bien a expensas de los dem?s. No podemos negar que a nivel administrativo son eficaces, pero igual debimos de haber sido nosotros hasta que nos vinieron a joder la vida.
Publicado por Invitado
Mi?rcoles, 06 de septiembre de 2006 | 6:38
claro y fijense como es que por ejemplo Jap?n y los Chinos, han guardado sus tradiciones culturales, y en todo caso no han seguido culturas occidentales para hacerse sentir en el mundo. Nosotros no, nosotros no tenemos una identidad que diga por lo menos aqui estamos. Miren Guatemala y los indigenas, donde existe todavia una cultura maya, malo que bueno en medio de toda esa destruccion que los colonizadores llevaron todavia se guardan los lenguajes, y poseen una vision cosmica de su tierra, al igual que las etnias del Peru.
Publicado por Invitado
Mi?rcoles, 06 de septiembre de 2006 | 6:46
Y la otra cosa que queria agregar antes de irme, era que si esa fue una imposicion cultural que no se dio en Japon, no existe entonces para esa cultura una cultura de subordinacion; en contraste en El Salvador se creo una cultura de subordinacion y servilismo a partir de suplantar por la fuerza otra cultura sobre otra. Si ustedes se dan cuenta, la otro embajada gringa que han construido en El Salvador, esta construida encima de unas ruinas pipiles ( eso lo lei hace ratos ) esa misma imposicion es tan grafica como eso, como quien dice, encima de tu antigua casa plant? la mia, te vas a la mierda, y vete con tu cultura a la mierda. Seguro que los serotes de la embajada deben estar taladrando lo que encontraron abajo, por que deben haber cosas en esas ruinas de gran interes arqueologico que terminaran en los Estados Unidos. Por eso los areneros son tan "diplomaticos" dando las nalgas.
Publicado por Invitado
Mi?rcoles, 06 de septiembre de 2006 | 10:29
HABIAN, HABIAN Y ENCONTRARON MUCHAS PIEZAS VALIOSAS, QUE DE SEGURO ESTAN ENU NA COLECCION PRIVADA DE ALGUN GRINGO DE MIERDA.. Y LOS DE CONCULTURA Y EL MUESO DE EL SALVADOR ENCARGADO DE PRESERVAR Y NO PERMITIR ESOS HUEVEYOS?? MUY BIEN GRACIAS!!!!1 ATAJO DE PENDEJOS!!!!
Publicado por Invitado
Lunes, 19 de febrero de 2007 | 15:18
locoMono saludando <img style=" title="Mono saludando Gi?o" />para el hijo de su puta madre de inivitado por asaber que putas le quiero decir que es u grn pendejo porque primero el escribio esta frase: "" y indio""
cuando es e indio semejante pendejo