Mi?rcoles, 12 de diciembre de 2007
Por jjmar.

No al fraude electoralHasta hoy miércoles todavía no existe un texto firmado que contenga las reformas electorales que se aprobaron la semana pasada en la Asamblea Legislativa. Esto es difícil de creer que suceda si fuésemos una democracia medianamente decente, donde hubiere un mínimo de respeto a la institucionalidad. Pero en El Salvador ya ni las formalidades básicas se cuidan de guardar.

Esto es resultado que las reformas que presentaron eran un paquete inconexo con propuestas de diferentes partidos de derecha, que buscan sacar ventajas electorales, que tienen como enemigo común a la izquierda, pero al mismo tiempo pelean entre ellos. Por lo tanto armonizar ese “arroz con mango” no es fácil. Entonces tienen que recurrir a continuar negociando en la clandestinidad después de aprobada la ley para modificarla en flagrante violación a la Constitución de la República.

Cuando una ley se aprueba, el diputado debe saber exactamente que está aprobando, debe tener un texto del decreto. Si hay una propuesta de modificación esta debe escribirse e incorporarse. Antes de votar debe leerse el texto modificado para que todos sepan exactamente que están aprobando. Pero estas normas parlamentarias básicas que le dan seguridad a los procesos legales en el país no existen.

Acá las propuestas de modificación las hacen de viva voz sin que nadie las anote, muchas veces los diputados no tienen ni siquiera el texto del decreto en sus manos. Por ello votan sin saber por que lo hacen y al final las cúpulas redactan lo que les parece más conveniente y lo envían al Presidente para su sanción. Incluso los mismos medios de comunicación de la derecha más conservadora han denunciado en algunas ocasiones cómo lo que supuestamente se aprueba en el pleno legislativo no corresponde a lo que se envía a Casa presidencial para la sanción del Presidente.

En este caso de las reformas electorales, los diputados derechistas incluso ni siquiera están claros de las consecuencias de lo aprobado. La mejor prueba es que no tienen entre ellos la mínima coherencia al explicar públicamente los efectos de las nuevas disposiciones. Por ejemplo: algunos dicen que al validarse las papeletas sin firma y sello de la JRV estos pasan a ser automáticamente votos válidos, pero otros dicen que quedan como votos impugnados para luego determinar su valides. Esto provocará serios problemas en el próximo evento electoral pues las reglas no quedan claras.

Lo mas seguro es que en las próximas horas tendrán un texto definitivo. Pero no podemos asegurar que será fiel a lo que los mismos partidos de derecha aprobaron en la Plenaria de la semana pasada. Pues un denominador común para ellos es que estas se publiquen rápidamente. De esta manera le dan vuelta a la página. Y pasan a la siguiente fase que es la aprobación del Presupuesto General de la Nación para el próximo año. *ARENA ya le cumplió al PDC y PCN regalándoles las reformas electorales, ahora estos tienen que pagar su parte aprobándole a ARENA el Presupuesto para el próximo año.

Este es el “toma y daca” que todos los fines de año tenemos en el momento de la aprobación presupuestaria. Además como decía un diputado, también nos dan algunas “mentas” para complementar el aguinaldo.* NOTA ACLARATORIA:


Nota aclaratoria:

El Proyecto de reforma electoral fue aprobado por los tres partidos políticos ARENA, PDC Y PCN. No pienso que esto haya sido un regalo de ARENA, la maniobra política ha sido llevado a cabo por convenio y aceptación de los tres partidos que han llevado a cabo esta reforma en detrimento del proceso electoral y la enclenque fachada democrática. Aunque en el artículo el autor jjmar sugiere que los dos partidos, PDC y PCN hayan organizado el plot, de hecho han sido los tres partidos de derecha los participes de la creación de mecanismos para llevar a cabo un fraude electoral en El Salvador.


Tomado de: hunnapuh

Tags: fraude electoral, elecciones, código electoral, reformas electorales.

Publicado por Tepez @ 11:05  | Realidades
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios