Viernes, 15 de agosto de 2008
Por Salvador Artiga.

Inicialmente los científicos le daban poderes al consumo de la panela, todo el mundo a comprar panela, o sea la miel compacta del azúcar negra.
Y fue tanta la producción que arruinaron la tierra, hoy día muchas de las empresas que procesaban el azúcar han cerrado de forma repentina. Yo no tengo explicación alguna ante ese mal proceder. A mi que me registren. Se arruinó la agricultura, pero la creencia es que la panela es bendita.

Estando en Guatemala durante algún tiempo, un botánico Guatemalteco dijo conocer la planta mujer-hombre, todo el mundo agarró camino para las selvas del Peten, armados con machetes peleando contra las culebras, jabalíes salvajes, hubo muertos, desaparecidos, los kaibiles no cesaban.

Se cuenta que un gringo que se fue a buscar la planta fue devorado por un cocodrilo en la zona turística del Peten, donde hay unas lagunetas artificiales construidas por los antiguos habitantes Mayas, el gobierno guatemalteco enjuició al pobre reptil por considerarlo peligroso y los tribunales decidieron la sentencia de pena de muerte. Los grupos de defensa del medio ambiente se opusieron a que mataran al inocente animal que solo cumplia con su natural trabajo de devorar personas descuidadas que no tenían consideración al colocar sus carpas de dormir cerca de las lagunas artificiales hechos por sus ancestros para descansar y jugar sanamente, el cocodrilo.

La cosa no termino ahí, ya que los botánicos dijeron que dicha planta no se encontraba en Peten solamente, también en Belice. Los Beliceños, muy inteligentes ellos decidieron hacer un referéndum para independizarse de Guatemala y lograr ganancias de la venta de la planta, justificaron por supuesto las injusticias y el olvido de los gobiernos de Guatemala para lograr a cabo su independencia, pese a que unos guatemaltecos decidieron defender la integridad territorial de Guatemala, se armaron de unos fusiles viejos que la United Fruit les regalo unos cincuenta años atras y se fueron atravesando las cordilleras y el altiplano hasta llegar agotados al departamento de la libertad.... si, se habían equivocado de camino.  Desde entonces en el departamento salvadoreño de la libertad se dice, si pues, y muchas gracias. Los demas dicen:

- no jodas, comemierda y no agradecen.

Por eso yo aun estoy peleando con mi suegro, el no me dió las gracias al pedirle la mano de su hija.

A pesar del gran esfuerzo nadie encontró la dichosa planta del hombre y la mujer, solo unas hierbas raras que unos hippies perdidos les vendieron a precio módico indicándoles que era de la buena...

Desde entonces toda esa gente del Peten anda algo ehm, bueno, feliz y gordita comiendo mangos verdes.

Hoy ya vino la "nueva onda" unos científicos dijeron haber encontrado la fruta del Eden.

Dicen que cuando Eva la mordió fue demasiado exigente con el tal Adan, pero vino la culebra y le indico que no le hiciera caso al webmaster, digo al skymaster que les había prohibido comerla,  Adan tomó el machete, tipo Diabloson, verdes por fuera y rojos por dentro, partiendo la fruta en dos de un solo golpe, se lanzó contra toda las semillas dentro de la gigantesca fruta, (si, es que eran mas grandes) hasta saciarse el estomago, tanto comió Adan, que durmió tres días y tres noches.

Eva estaba enojadisima. Pero quedo contenta después de que el muchacho despertó. Descanzando días y muchas noches.

Siete meses después, Eva tenia una extraña protuberancia en el estómago, Adan la llevó en triciclo a la clínica del cielo para que fuera atendida por el master, el curandero de humo, que le dió el primer manual de los derechos del trabajador para que sudara la gota fría.  Lo expulsó del cielo por  haber comido de la granja subsidiada, desde arriba se escuchaban los truenos que le reclamaban:

- ¿Y quien te manda pues?

El primer hijo de la mujer y el hombre fue sietillo; tal y como lo había calculado en mis materia de matemática IV al cursarla en la Universidad Nacional, no tengo pruebas de dicho resultado, ya que me robaron mis cuadernos, pero les juro que así me dió el resultado de la suma del dos mas dos son siete con todo y las derivadas. Allá ustedes si no me quieren creer, al menos dejenme el beneficio de la duda.

No tengo mucho conocimiento de la política y sociología, sin embargo le aseguro que si usted quiere hacer dinero en estas fechas de crisis económica y energética, compre tierra, aunque no tenga terreno, siembre, siembre aunque sea en la maceta, siembre las semillas, échele agua aunque sea del bendito río Acelguate, espere los milagros, es seguro que si todos los salvadoreños nos dedicamos a la agricultura de la fruta prohibida nuestros problemas económicos serían resueltos, La guerra sería memoria del pasado. Habría prosperidad, mucha energía, paz y mucho pero mucho amor.

No era la bacinica azul del cielo,
Olvida la pastilla azul,
no termines engañado,
para subsanar nuestra economía
es y será siempre la roja sandía,
nuestra verdadera salvación.

Rojos por dentro
y rojos por afuera.


        Notas relacionadas:




Chichicaste. El Salvador


Tags: La sandía, Viagra, afrodisiacos?

Publicado por Alfarero. @ 11:42  | Literarte
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios