Viernes, 29 de octubre de 2010

ARENA es CORRUPCI?NNada se dice de las causas que han producido los desastres ni de la situaci?n heredada a las actuales autoridades. La corrupci?n generalizada en los cuatro gobiernos de Arena, caus? graves da?os a toda la institucionalidad del pa?s y, consecuencia l?gica, las distintas dependencias soportaron el saqueo, el despilfarro y el abandono de muchos proyectos, cuyos fondos para ejecutarlos ya hab?a sido aprobados por la Asamblea Legislativa, cuando se trat? de pr?stamos internacionales o de dineros salidos de las mismas arcas del Estado.

Por Pocote

En los ?ltimos meses han arreciado los ataques de diputados y altos dirigentes de Arena contra el gobierno y especialmente los ministros de Agricultura y Ganader?a, Obras P?blicas, Salud P?blica y Justicia y Seguridad P?blica. Corresponde a la Secretar?a de Informaci?n y los encargados de comunicaci?n de cada una de estas instituciones aclarar o refutar las declaraciones, calumnias o campa?as propagand?sticas de tales emisarios del desastre. Nosotros ?nicamente intentaremos se?alar el cinismo y la hipocres?a que subyacen en dichas arremetidas.

Se responsabiliza al Ministerio de Obras P?blicas del deterioro de carreteras, avenidas y calles de las principales cabeceras departamentales, de las c?rcavas surgidas en distintas regiones del pa?s, de los deslaves e incomunicaci?n de muchas comunidades debido a la destrucci?n o el mal estado de puentes permanentes o eventuales. Nada se dice de las causas que han producido los desastres ni de la situaci?n heredada por las actuales autoridades. En primer lugar, la corrupci?n generalizada en los cuatro gobiernos de Arena, caus? graves da?os a toda la institucionalidad del pa?s y, consecuencia l?gica, las distintas dependencias soportaron el saqueo, el despilfarro y el abandono de muchos proyectos, cuyos fondos para ejecutarlos ya hab?a sido aprobados por la Asamblea Legislativa, cuando se trat? de pr?stamos internacionales o de dineros salidos de las mismas arcas del Estado.

El boulevard Diego de Holgu?n es un caso emblem?tico. M?s de 23 millones de d?lares se esfumaron en ?pagar? una obra totalmente abandonada. Se cometieron cr?menes ambientales al talar ?rboles en la finca El Espino, sin contar con el permiso correspondiente de las alcald?as de San Salvador y Antiguo Cuscatl?n. Se aprobaron licitaciones por varios millones de d?lares sin cumplir las ?empresas? constructoras (Copreca-Linares, asocio salvadore?o guatemalteco, una de ellas) con los requisitos exigidos por las leyes salvadore?as. Se dieron adelantos del 30% cuando lo estipulado en toda obra gubernamental es del 20%, previo inicio de las obras. La ?empresa? Copreca-Linares nunca present? garant?as ni cartera de obras ejecutadas en otros lugares. A pesar de todas las anomal?as los gobiernos de Arena continuaron con otros proyectos con este mismo Asocio.

Al llegar las nuevas autoridades de Obras P?blicas encontraron totalmente desmantelado la antigua Direcci?n de Urbanismo y Arquitectura (DUA), que se encargaba de reconstruir calles y avenidas urbanas, as? como totalmente desaparecida la Direcci?n de Caminos, bajo cuya responsabilidad estaba el mantenimiento de las carreteras primarias y secundarias. Del mismo modo, toda la maquinaria, es decir moto niveladoras, aplanadoras, camiones, gr?as, etc., hab?a sido vendida como ?chatarra?, de tal suerte que todas las obras de construcci?n y mantenimiento se otorgaban a empresas privadas, todo en la l?gica del neoliberalismo, que apadrina el libre mercado, la oferta y la demanda, la privatizaci?n, el aumento de impuestos, la reducci?n del gasto social (El Salvador, durante los cuatro gobiernos de Arena, ocup? el ?ltimo lugar en inversi?n social para atender a las familias m?s vulnerables, seg?n datos de las Naciones Unidas), etc.

Las nuevas autoridades de Obras P?blicas, han tenido primero que ordenar la casa, ajustar los inventarios y seguir la pista de los casos de corrupci?n. Ya muchos expedientes sobre ello obran en poder de la Fiscal?a General de la Rep?blica. En segundo lugar, iniciar obras de reconstrucci?n y dise?o de proyectos totalmente abandonados por los gobiernos de Arena; empezar a atender las necesidades de muchas comunidades amenazadas por deslizamientos y hundimientos de tierra (c?rcavas), da?os de puentes y caminos vecinales. Los fondos destinados en el presupuesto para otras necesidades han sido desviados para atender todas estas prioridades. Es m?s, este Ministerio ha tenido que pedir refuerzo presupuestario para solucionar las emergencias, as? como pr?stamos internacionales. En este como en otros casos, los detractores ?nicamente se?alan los da?os al sistema vial; pero nunca hablan de las causas que los originan, mucho menos de los graves hechos de corrupci?n causantes en el principio y al final de todo el descalabro y hundimiento de la econom?a del Estado. Suficientes antecedentes y pruebas sobre ello hay y no vale la pena volver sobre estos penosos asuntos.

En cuanto a la carest?a y encarecimiento de los frijoles, una vez m?s diputados deshonestos y dirigentes c?nicos de Arena, han acusado a las actuales autoridades de Agricultura y Ganader?a de no prever la situaci?n ni de tomar medidas para atender las necesidades alimenticias de la poblaci?n. No se trata ?nicamente del burro hablando de orejas, sino de c?nicos que en su momento, en el periodo de veinte a?os, terminaron con la agricultura como f?cilmente lo pueden atestiguar los cafetaleros, azucareros, ganaderos y cerealeros.

El presidente Alfredo Cristiani, elimin? el Instituto Regulador de Abastecimientos (IRA), lo mismo que se abandon? el agro, la ganader?a y m?s porque ?es m?s rentable para el pa?s importar la mayor?a de productos originados de la agricultura que producirlos?? El mismo destino tuvo el Banco de Tierras, la Financiera Nacional de Tierras Agr?colas y el Instituto Salvadore?o de Transformaci?n Agraria. Bajo el modelo neoliberal los grandes negocios fueron para los importadores de alimentos enlatados, leche en polvo, carne, l?cteos, cereales, verduras y frutas. Al limitarse el apoyo financiero y no existir parcelas para la siembra de productos esenciales, el mercado nacional qued? desabastecido de frijoles y ma?z, situaci?n agravada en la actualidad por ese abandono de la agricultura y los fen?menos naturales.

En los gobiernos de Arena no es casual que empresarios estrechamente ligados a la importaci?n de leche en polvo, fertilizantes, medicinas, vacunas, semilla mejorada, productos derivados del petr?leo, materiales para fabricaci?n de bater?as, etc., fueran ministros de Econom?a, de Agricultura y Ganader?a, Hacienda, CEPA, etc. Con el presidente Armando Calder?n Sol, se hizo famosa la frase de ?convertir a El Salvador en un pa?s maquilero?, de hecho ?inversionistas? extranjeros llegaron al pa?s y se instalaron en zonas francas con f?bricas de ropa, pagando salarios miserables a los trabajadores. No se concedieron prestaciones sociales y fueron a?os conflictivos porque los propietarios no aceptaban sindicatos ni presiones de ninguna naturaleza. Era la l?gica del modelo neoliberal: trabajo y m?s trabajo, salarios bajos y nada de prestaciones sociales. Maquilas que se llevaron el dinero y no pagaron impuestos al Estado salvadore?o.

A los ministerios de Salud P?blica y Justicia y Seguridad tambi?n los critican fuertemente por el desabastecimiento de medicinas en los hospitales, por no atender con prontitud las emergencias, programar para largos periodos las intervenciones quir?rgicas y no prever las supuestas epidemias de dengue y enfermedades diarreicas. La creciente ola delincuencia, el crimen organizado y el narcotr?fico siguen cobrando muchas v?ctimas en el pa?s. Lo uno, en salud y lo otro en inseguridad ciudadana, tambi?n fueron flagelos sociales heredados por los cuatro gobiernos de Arena. La presente administraci?n est? tratando de encontrar r?pidas y eficientes soluciones, pero ser? muy dif?cil en periodo tan corto combatir y eventualmente erradicar semejantes lacras sociales. No estamos para defender a este r?gimen; ellos tienen sus propios recursos para hacerlo; pero nos molesta escuchar a cada momento el cinismo de estos pol?ticos fascistas, mentirosos y sin escr?pulo alguno. Como bien dicen: la mentira tiene patas cortas; pero tambi?n la propaganda nazi parte de su esencia de mentir, mentir que al final algo queda.

?

Tomado de Blog El Salvador



Chichicaste. El Salvador






Tags: El Salvador, Pensamiento Crítico, ARENA es corrupción, Herencia Nefasta

Publicado por Tepez @ 15:01  | Pensamiento Cr?tico
Comentarios (3)  | Enviar
Comentarios
Publicado por Carlos
Viernes, 29 de octubre de 2010 | 17:51

Que buen articulo. Definitivamente bajo las condiciones que han dejado el pais y con tan pocos recursos es una proesa lo que ahora se esta haciendo. Casi todas las dependencias del estado sufren del endemico mal del compadrazgo que ha dado lugar a tanta corrupción.

Publicado por Invitado
Viernes, 29 de octubre de 2010 | 19:26

Que buen articulo muy claro par el buen entendedor, todo lo que se nos escaapa cada vez que se hace una critica, por dejarnos llevar por la colera y la pacion, y caemos en el juego de criticar por criticar, sin tomar en cuenta todos estos antecedentes, sin sadarnos cuenta que le estamos haciendo el jueguito politico a los mismos sinverguenza de arena.

Publicado por Marlon
S?bado, 30 de octubre de 2010 | 3:33
Muy buen articulo, yo digo que los mareneros dejaron una fisura de corrupcion muy larga y no se debe obviar el hecho de que los poderes politicos estan desbalanceados, en la asamblea nacional el FMLN no tiene mayoria absoluta, y tenemos un presidente lambiscon que le hace los mandados a los partidos de derecha, incluida la gente del CD que se encuentra en los puestos claves de economia.